Thursday, July 21, 2005

Homicidio Juvenil en Amèrica Latina


La crueldad de esos asesinatos puede obedecer a los ritos satánicos que suelen practicar las pandillas: "Casi el 100% de los que integran las maras consumen drogas y pueden cometer ese tipo de crímenes", estimó Faustino Sánchez, vocero de la Policía. Las investigaciones policiales han determinado que la mayoría de los integrantes de las maras tienen entre 9 y 17 años, aunque también existen de mayor edad. En el caso de El Salvador se identificaron por lo menos 50 adultos que son considerados los líderes pandilleros. Unos 30 de ellos fueron detenidos bajo cargos de asesinato y robo a mano armada. Los pandilleros suelen llevar sus cuerpos cubiertos de tatuajes, la cabeza rapada y ropas holgadas que en Honduras se denominan "cholos". Algunos exhiben incluso dibujos en la cara, representando episodios de su vida, nombres y retratos de seres queridos, demonios o la Virgen María. En Honduras las maras cuentan con unos 100.000 miembros, según un estudio del Parlamento. La proliferación de ese fenómeno de delincuencia juvenil generó una reacción descontrolada: en los últimos meses aparecieron escuadrones de la muerte, integrados por miembros de la policía, que ejecutan a los pandilleros, aseguró Istmania Pineda, coordinadora de una organización no gubernamental que trabaja por el rescate de estos jóvenes. En muchos casos, incluso, se equivocaron y mataron a muchachos que no tienen ningún vínculo con las pandillas.

0 Comments:

Post a Comment

<< Home